GRANADA
GRANADA

Minuto de silencio en Castell de Ferro por la última agresión machista

Concentración ante las puertas del ayuntamiento como repulsa a la violencia machista y en solidaridad con Carmen, una mujer de 55 años que se encuentra grave tras ser apuñalada por su marido , del que estaba en trámites de separación.

El agresor, que intentó suicidarse, está en planta en el hospital en calidad de detenido y a la espera de pasar a disposición judicial

CANAL SUR MEDIA 20 June 2024

Una concentración silenciosa a las puertas del Ayuntamiento de Gualchos-Castell de Ferro (Granada) ha condenado este jueves la agresión machista sufrida por una vecina de 55 años, que permanece ingresada en estado grave tras haber sido apuñalada por su pareja, un hombre de 60 años que intentó después suicidarse.

Durante este acto de protesta y de solidaridad con la víctima, al que se han sumado unas 300 personas, según la Policía Local, la alcaldesa, Antonia Antequera, ha condenado "rotundamente" lo ocurrido, ha resaltado la rápida activación del protocolo ante episodios de violencia de género y ha dicho que lo único que desean es la pronta recuperación de Carmen.

La alcaldesa ha enviado mucho ánimo a la familia de la mujer agredida por su pareja en estos "duros momentos", que han causado gran "conmoción" en este municipio costero de unos 3.000 habitantes, y del que ambos son vecinos "de toda la vida".
Ha pedido además unidad en la lucha contra la violencia machista "porque ayer fuer Carmen, pero hoy puede ser cualquier otra persona".

A la concentración se han sumado, además de vecinos y concejales, el profesorado y alumnado del Instituto de Enseñanza Secundaria del municipio, el IES 'Sayena'.

Según fuentes sanitarias, la víctima, que fue apuñalada en el pecho, permanece ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de Traumatología de Granada tras haber sido intervenida de urgencia, y su estado es "muy grave".

El presunto agresor, que inicialmente fue evacuado a urgencias del Hospital Santa Ana de Motril (Granada) por los cortes en el cuello que se infligió en un intento posterior de suicidio, permanece ingresado en planta tras haber sido trasladado a un centro hospitalario de Granada capital.

Está detenido bajo custodia policial y será puesto a disposición judicial una vez que reciba el alta, según ha indicado a  la Guardia Civil.
La pareja estaba al parecer separada o en trámites de divorcio pero seguían conviviendo juntos.

ES NOTICIA