consejo de gobierno
consejo de gobierno

La Junta apuesta por "flexibilizar" las restricciones vigentes tras las lluvias

Los comités de sequía serán los que decidan si se suavizan los límites al consumo para ciudadanos, campo e industria y en qué medida.

La limitación actual de 160 litros de media por persona y día en zona de Málaga o de Cádiz se podrían ampliar.

CANAL SUR MEDIA 2 April 2024

Andalucía prevé suavizar las restricciones actuales al consumo medio de agua por habitante, a los riegos en el campo y al uso en el sector industrial tras las abundantes lluvias registradas durante Semana Santa, que van a permitir tener un verano "con más capacidad y más posibilidades", según el Gobierno autonómico.

Las propuestas para "flexibilizar" las restricciones se verán en los comités de sequía de las cuencas, que se van a celebrar en los próximos días, a la espera de que la escorrentía termine de aportar el caudal a los embalses, ha explicado la consejera de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural, Carmen Crespo, en rueda de prensa tras la celebración del Consejo de Gobierno de este martes.

La limitación actual de 160 litros de media por persona y día en la costa malagueña, la Axarquía o el Campo de Gibraltar de Cádiz se podrá ampliar a 180, 200 o 225 litros, según la zona, lo que permitirá a los ayuntamientos "flexibilizar" cómo se cumple con ese consumo, que ya se calcula contando con los incrementos de población de verano.

En agricultura, por ejemplo en la zona que depende de la Cuenca del Guadalquivir, que cuenta con 750 m3 por hectárea, se aumentarán las cantidades. La siembra del arroz podría llegar al 50 por ciento.

En la zona de Guadalete-Barbate, con una restricción del 75 por ciento, habrá una propuesta para mejorar la situación, al igual que en Tinto, Odiel, Piedras y Chanza, donde hay un 50 por ciento de restricción a los agricultores. En las Cuencas Mediterráneas se mejorará la situación del campo "en la medida de las posibilidades". Además, la restricción a la industria pasará del 20 por ciento al 10 por ciento.

El agua para riego triplicará este año el de la pasada campaña. Lo ha dicho a Canal Sur el presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, Joaquín Páez, quien ha calificado como "espectacular noticia" las últimas lluvias que han desembocado en el aumento notable del nivel de los pantanos. Páez cuenta cómo este año se desembalsarán para riego casi mil hectómetros cúbicos frente a los 386 de 2023.

La Junta descarta la llegada de barcos con agua en verano, como anunció este lunes el presidente, Juanma Moreno, excepto averías, ha explicado Crespo. Todas estas medidas seguirán enmarcadas en el último decreto de sequía aprobado, que se mantiene vigente.

En cuanto a la zona de los Pedroches, la idea de la Junta es que en dos semanas puedan ser positivos los análisis de calidad del agua para abastecer a la población.

Crespo ha asegurado que se va a intentar llegar "a la flexibilización máxima" que se pueda, siempre con la prioridad del "agua en boca", es decir, el consumo de las personas. También se debe tener en cuenta siempre el significativo aumento de población en verano en las zonas con más problemas, ha recordado.

"LA SEQUÍA NO HA DESAPARECIDO DEL TODO"

La consejera ha explicado que las lluvias "alivian pero no solucionan la sequía" definitivamente, ya que "no ha desaparecido del todo" y requiere todavía de "medidas importantes", por lo que el Gobierno andaluz seguirá adelante con sus inversiones hídricas.

Las persistentes lluvias de Semana Santa han permitido que los embalses andaluces ronden el 40 por ciento de media, tras sumar 1.260 hm3 en una semana.

Las precipitaciones registradas han elevado las reservas embalsadas en Andalucía en 1.260 hm3 (+10,53 %) hasta los 4.781 hm3.

La Cuenca del Guadalquivir, que gestiona el Estado, y la mayoría de sus sistemas, pasan a situación de "normalidad". Respecto a las cuencas andaluzas, que gestiona la Junta, pasan de escasez grave a severa, un paso anterior a la normalidad.

Crespo ha dicho que no se pueden "lanzar las campanas al vuelo" y que hay que seguir "con una precaución especial", trabajando y con "prudencia".

En la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir se ha producido un incremento de 1.040 hm3 (+12,96 %) hasta los 3.461 hm3, lo que representa un 43,10 %, siendo su capacidad total de almacenamiento.

En las Cuencas Mediterráneas Andaluzas, el agua embalsada ha aumentado en 55 hm3 (+4,77 %) hasta alcanzar los 316 hm3 , lo que representa un 27,41 % de su capacidad.

La demarcación Guadalete-Barbate registra un incremento de 97 hm3 (+5,88 %), llegando a un 27,20 % de su capacidad, y la demarcación del Tinto-Odiel-Piedras-Chanza acumula 555 hm3 de recursos hídricos embalsados (49,78 % de su capacidad) tras un incremento de un 6,10 %.

ES NOTICIA