La tarde, aquí y ahora

Todo sobre los tipos, la forma de preparación y los secretos de la patata

Si las patatas fritas te quedan harinosas, y las cocidas pochas; es hora de que aprendas todo sobre este tubérculo.

Puedes ver el programa completo si entras en la web de "La tarde, aquí y ahora".

13 May 2021

Nos acompañan Pepe Porcel y Daniel del Toro, productor y cocinero de patatas respectivamente, para hablarnos de los tipos,  forma de preparación y de algún que otro truco para saber sacar provecho a este producto.

La patata es un alimento fundamental en la dieta mediterránea. Nos hablan sobre la importancia de este tubérculo en Andalucía y cuáles son las mejores formas de cortarlo y cocinarlo.

Cuentan que la recolección ya ha empezado, y que en Andalucía se cultivan unas 10.000 hectáreas de patata. De la producción gran parte se exporta, principalmente a Alemania. No hay que olvidar que es el Es el 4º producto más consumido en el mundo y que las patatas andaluzas viajan por todo el orbe gracias a su calidad.

Nos avisan de que es importante que la patata se conserve en un sitio oscuro y fresco, y que jamás se debe meter en el frigorífico.

La calidad de la patata se constata con la cantidad de almidón que almacene. Y distinguimos 2 tipos de patata, la nueva y la de conservación. Se recomienda la patata nueva porque sirve para cualquier tipo de preparación.

Esta preparación comienza con el corte. Para cocer se cortan en dados, y para freír en rodajas, que es importante que sean del mismo tamaño. Hay que saber que al cortar la patata para cocer, se debe dejar crujir el trozo antes de cortarlo del todo. Para las patatas paja se cortan en rodajas finitas que luego se cortan pequeñas tiras.

Importante saber que las típicas patatas o papas aliñás se deben aliñar en caliente, aunque luego sea un plato que se consume en frío. Y como no, la patata debe estar cortada a dados. 

Para saber si una patata es mala o buena hay un truco, Antes debemos saber que la patata tiene que ser rica en almidón. Así que  partimos la patata en dos partes iguales para después frotarlas. Enseguida notaremos que surge una espuma. Esta espuma es el almidón, así que si posteriormente juntamos la dos partes y observamos que gracias a la espuma se quedan un momento pegadas, eso quiere decir que la patata es de calidad. Es importante saber que el almidón se va perdiendo con el tiempo.

De la patata se aprovecha hasta la piel. Si la untamos con un buen pimentón y la freímos, tendremos un auténtica delicatesen.

Tenemos la suerte de que el clima y el suelo de Andalucía hacen que sea un lugar ideal para cultivar la patata, un alimento nutritivo y básico en la gastronomía andaluza.  

 

ES NOTICIA