expectación mediática
expectación mediática

El rey emérito reaparece en las regatas de Sanxenxo tras dos años de ausencia de España

Lo ha hecho con gran expectación ante más de 200 periodistas nacionales e internacionales y con un numeroso público entregado.

Don Juan Carlos no ha hablado ante los medios pero sí ha dedicado algún que otro gesto al público indicando que se encuentra bien.

En paralelo a esta visita, el Rey Felipe ha estado hoy en La Granja de San Ildefonso, en Segovia, donde ha presidido la reunión anual del Consejo Científico del Real Instituto Elcano

CANAL SUR MEDIA 20 May 2022

El Rey Juan Carlos ha hecho su primera aparición en Sanxenxo, ante más de 200 periodistas nacionales e internacionales y con un numeroso público entregado. Había mucha expectación esperando este momento. Don Juan Carlos no ha hablado ante los medios pero sí ha dedicado algún que otro gesto al público indicando que se encuentra bien. Visiblemente emocionado, se ha llevado en más de una ocasión la mano al corazón y se ha acercado a saludar a los vecinos. La infanta Elena, que acompañaba a su padre, no pudo reprimir la emoción y ante las muestras de cariño se retiró a un segundo plano.

Don Juan Carlos I ha sido recibido por decenas de personas que lo han aclamado con vítores de "'Viva el rey!" y "'Viva España!". Procedente de una vivienda de su amigo Pedro Campos, en la que se aloja este fin de semana, el emérito ha bajado del vehículo vestido con ropa deportiva y apoyado en un bastón. Le acompaña un asistente y el alcalde de la localidad pontevedresa, Telmo Martín.

A su llegada, decenas de personas, muchas portando móviles para inmortalizar el momento, le han aclamado con vivas a un Juan Carlos I muy sonriente y que viste el polo de la tripulación del 'Bribón'. Juan Carlos I se ha fotografiado este viernes con la tripulación del Bribón, con el que ganó el Mundial de 2019 en Finlandia, pero finalmente no competirá, pues lo han subido a bordo de una zódiac del Náutico de Sanxenxo (Pontevedra), de nombre 'Cristina'.

En el pantalán, al igual que en el club, también la expectación ha sido máxima, para poder ver al monarca, que se encuentra de vuelta en España por vez primera desde hace 21 meses, cuando fijó su residencia en Abu Dabi, a donde tiene previsto regresar el próximo lunes tras reunirse en Madrid con su hijo Felipe VI.

Tras 654 días en Abu Dabi, el rey emérito regresó a España para disfrutar de una de sus mayores pasiones, la vela, junto a su amigo Pedro Campos, quien lo ha acogido en su chalet de la parroquia de Nanín.

Desde su aterrizaje el jueves en el aeropuerto vigués de Peinador, el emérito ha estado acompañado por su hija mayor, la infanta Elena, que ha salido antes que su padre del Náutico porque debía viajar a Sevilla.

En paralelo a esta visita, el Rey Felipe ha estado hoy en La Granja de San Ildefonso, en Segovia, donde ha presidido la reunión anual del Consejo Científico del Real Instituto Elcano. Es el último acto, esta semana, antes del encuentro familiar que tendrá lugar el lunes en el Palacio de la Zarzuela, en Madrid. El órgano consultivo del Instituto Elcano, encargado de estudiar la actualidad internacional y elaborar informes estratégicos, ha abordado las consecuencias económicas y sociales de la guerra en Ucrania.

ES NOTICIA