Tierra y Mar

'El señor de los mastines': el poderoso vínculo entre el perro y el pastor

Valientes, cariñosos, protectores del ganado, compañía de los pastores. Por todas esas cualidades, Juan se ha convertido en el Señor de los Mastines en la Sierra Onubense. Es criador desde hace años de esta raza de perros, quizás más fuertes para el campo.

No te pierdas otros interesantes reportajes, entra en la web de Tierra y mar.

12 December 2021

No se sabe a ciencia cierta cuándo surge la relación del hombre y el perro pero sí que se ha mantenido inalterada durante milenios hasta nuestros días.

Esta es la historia de Juan, el señor de los mastines. Conocidos como los perros de la Toba en Almonaser la Real, Huelva, conviven con el rebaño desde que son cachorros. Un manejo que facilita la vida del pastor y la protección del ganado.

Los cría por parejas con el rebaño desde que son cachorros. Vemos a dos ejemplares son hembras y todavía no tienen nombre. Es un perro valiente, cariñoso con sus dueño. Ha sido seleccionado por el hombre por su instinto.

Este rebaño de cabras está formado por dos razas autóctonas, la florida y la blanca serrana. Se unen así el rendimiento lácteo y el aprovechamiento del monte. Controlando a los mastines, se maneja tambien al rebaño para cambiarlo de cercado. Es una ayuda fundamental para el pastor.

La finca de la Toba está junto a la aldea de el Arroyo. Esta zona rural sufre el problema de la despoblación, y para evitarla es vital mantener los usos y costumbres ganaderos.

Las mastinas viven al ritmo del rebaño. Tiene apenas seis meses y Juan sabe ya que no se separan de las cabras. Es la forma de protegerlas frente a los depredadores.