Espacio protegido

Árboles centenarios, monumentos vegetales

Desde una humilde parra hasta soberbios alcornoques hay varios vegetales, centenarios, que en Andalucía merecen la consideración de monumento natural.

El patrimonio cultural y artístico de nuestros pueblos se completa con algunos monumentos vivos, árboles y arbustos centenarios que también requieren protección.

Tienes el programa completo de "Espacio protegido" en nuestra televisión a la carta

1 May 2021

Son árboles tan extraordinarios por su tamaño, su forma, su edad, su interés histórico y su rareza que han sido declarados Monumentos Naturales por la Junta de Andalucía. Solo hay una de arboles y arboledas singulares. En Andalucía hay 59 Monumentos Naturales entre espacios geológicos y elementos bióticos.

Visitamos la Parra de la variedad blanca mas antigua del mundo. Se encuentra en la localidad onubense de Valverde del Camino en el patio de una casa del siglo XVIII en pleno casco urbano. Se ha dado a conocer hace solo unas semanas, pero tiene datados mas de 250 años y, aunque no disfruta de ningún tipo de protección de la red de espacio naturales, bien podría registrarse como monumento natural o al menos como arbusto singular.

El contacto casual de la familia Martín Rodríguez en 2014 con el biólogo Miguel Lara, un super-especialista en vides vinculado al IFAPA de Jerez, fue determinante para proteger y cuidar de foma adecuada este ejemplar único, al que le realiza la poda de recuperación en invierno y la verde en primavera. También perimetra la parra y le dispensa todo tipo de atenciones.

El tronco mide un metro de perímetro y dos de altura. La copa reposa sobre un emparrado centenario que ocupa 20 metros cuadrados de sarmientos y sombra, que convierten a este elemento en un pulmón verde de la casa. Sus raíces se alimentan directamente del pozo que es sin duda, uno de los secretos de su longevidad.

La vid tiene asegurada su continuidad con una estaquilla que ya está creciendo, pero no se teme por la parra tricentenaria. Esta variedad, la beba, es muy versátil y al fruto se le pueden dar todos los usos posibles. También se está estudiando su ADN para saber si proviene de injerto o semilla y afinar, así, en el conocimiento de su casi eterna existencia.

Casi eternos y coetáneos con la conquista de América son estos dos árboles que se encuentran en el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche, en concreto en una finca privada del termino municipal de Santa Olalla de Cala, en Huelva.

Esta nueva figura de dos árboles se ha debido a la iniciativa privada. La Junta de Andalucía declaró al alcornoque monumento natural junto con otros diez espacios y elementos naturales en 2019. Aunque el catálogo se actualiza con relativa frecuencia, es muy compleja la tramitación. Los árboles están plenamente integrados en su entorno.

Intervenir solo lo justo en el cuidado de estos árboles es lo que explica en parte su larga vida. Los Monumentos Naturales dan valor a las fincas y prestigio a sus propietarios. El alcornoque no se descorcha desde hace décadas y la encina ha sido testigo de la historia de la Finca San Francisco.

Todos los Monumentos Naturales de notoria singularidad y belleza están recogidos en publicaciones por provincias andaluzas y todos son geolocalizables y visitables.