congreso de los diputados
congreso de los diputados

Sánchez y Casado muestran su disposición a renovar los órganos constitucionales

Afectaría al Tribunal Constitucional, el Defensor del Pueblo o el Tribunal de Cuentas, pero quedaría fuera el Poder Judicial

La sesión de control al Gobierno también ha mostrado un enfrentamiento ante los abucheos vividos por el presidente del Gobierno en el desfile militar: "Ayer escuchó lo que le dice la calle de usted", le ha dicho Casado.

El PNV exige a Sánchez que actúe ya ante el elevado precio de la electricidad. "Están en juego la economía y el Gobierno", ha dicho su portavoz, Aitor Esteban.

Vox defiende los abucheos a Pedro Sánchez en el desfile del 12 de octubre.

Ciudadanos teme concesiones a Bildu y ERC por los presupuestos

CANAL SUR MEDIA 13 October 2021

El líder del PP, Pablo Casado, ha propuesto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, renovar los órganos constitucionales cuyo mandato ha finalizado, más allá del Consejo General del Poder Judicial, donde los populares no se moverán de su exigencia de reformar el sistema de elección para que los jueces elijan a la mayoría de vocales.

El líder de la oposición ha hecho esta propuesta al jefe del Ejecutivo en la sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados, donde Sánchez y Casado han protagonizado este miércoles un nuevo choque, a cuenta de las promesas electorales del presidente del Gobierno, sobre la situación económica de España.

Casado ha acusado a Sánchez de incumplir su palabra respecto a la despolitización de la justicia y, a continuación, le ha propuesto renovar el resto de órganos constitucionales, entre los que figuran el Tribunal Constitucional, el Defensor del Pueblo o el Tribunal de Cuentas.

Sánchez ha replicado que su compromiso es renovar los órganos constitucionales, pero que necesitan a los populares y estos "no quieren" y ha reclamado a Casado que "no tenga una visión ventajista de la normalidad democrática".

El PP considera que Sánchez no ha respondido a su oferta, como ha denunciado su portavoz en el Congreso, Cuca Gamarra, en su pregunta a la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, que ha replicado a los populares que, respecto al CGPJ, "no se oculten, no se escondan", sino que "cumplan su responsabilidad institucional si de verdad pretenden ser un partido de gobierno".

"Ayuden a la renovación de las instituciones constitucionales, que es lo que nuestro país necesita de ustedes", ha replicado la también ministra de Asuntos Económicos.

LA RENOVACIÓN PENDIENTE
El que lleva más tiempo pendiente de renovación es el Defensor del Pueblo, un puesto que el socialista Francisco Fernández Marugán ejerce en funciones desde julio de 2017 y para el que se necesita que la Comisión Mixta (Congreso-Senado) de Relaciones con el Defensor del Pueblo proponga un nombre y que tres quintas partes del Congreso le dé su apoyo (210 votos). Ese resultado debe ratificarse en el Senado en un plazo máximo de 20 días.

En cuanto al CGPJ, su mandato caducó en diciembre de 2018 y la elección de sus 20 vocales exige también el apoyo de tres quintos del Congreso (210 diputados). Doce de los consejeros son magistrados y jueces surgidos de un proceso de selección en la carrera judicial donde los precandidatos deben recabar avales de sus compañeros o de las asociaciones judiciales, aunque al final la última palabra la tienen los partidos. Ese sistema es el que el PP, al igual que Vox y Cs, quiere cambiar para que el Parlamento no intervenga. Los otros ocho son juristas de reconocida trayectoria promovidos por los grupos parlamentarios.

La mitad de los 20 vocales se vota en el Congreso y la otra mitad en el Senado, a razón de seis jueces y cuatro juristas en cada Cámara. Y después esos consejeros eligen al presidente, un magistrado que a la vez presidirá el Tribunal Supremo y que habitualmente ha sido pactado por los grandes partidos.

También está pendiente la renovación de un tercio del Tribunal Constitucional, los cuatro miembros que corresponde elegir al Congreso, cuyo mandato de nueve años concluyó en noviembre de 2019. El presidente del Alto Tribunal, Juan José González Rivas, que es uno de los que debe ser sustituido, ya comunicó a la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, que debía iniciar este procedimiento, que también exige un acuerdo amplio puesto que se necesita un apoyo de 210 diputados.

La Constitución establece que de los 12 miembros que integran el Alto Tribunal cuatro son nombrados a propuesta del Congreso, que son los que ahora deben actualizarse; cuatro, por parte del Senado; dos, del Gobierno; y otros dos del CGPJ. Todos ellos son designados por un periodo de nueve años.

El último órgano que se ha incorporado a esta lista de tareas pendientes es el Tribunal de Cuentas, cuyos doce consejeros concluyeron en julio su mandato de nueve años. También requiere un consenso entre el Gobierno de coalición y el PP, como primer partido de la oposición, puesto que los candidatos necesitan el respaldo de 210 diputados.

Los consejeros son los que eligen a su presidente, un puesto que someten a votación cada tres años. Por eso, este mandato arrancó en 2012 con Ramón Alvarez de Miranda al frente de la institución --lo estuvo seis años-- y desde 2018 lo ocupa María José de la Fuente y de la Calle.

Además, desde julio de 2019 está pendiente de renovar la Presidencia de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) y su adjunto, que serán nombrados por el Gobierno, a propuesta del Ministerio de Justicia, entre personas de reconocida competencia profesional, en particular en materia de protección de datos. El mandato de ambos puestos es de cinco años y puede ser renovado para otro período de igual duración. La actual directora es Mar España Martí, elegida en tiempos del Gobierno Rajoy.

PRESUPUESTOS Y ABUCHEOS
La sesión de control al Gobierno también ha mostrado un enfrentamiento ante los abucheos y gritos de dimisión vividos ayer por el presidente del Gobierno en el desfile militar de la Fiesta Nacional.

"Ayer escuchó lo que le dice la calle de usted", le ha dicho Casado, para sostener que el PP no es "catastrofista" al hablar de que a Sánchez "le pasará como a José Luis Rodríguez Zapatero y el PP va a tener que rescatar a España por tercera vez".

Casado ha considerado además que los presupuestos son "ruinosos", "falsos" y "nacen muertos", porque las previsiones del INE y del FMI corrigen las del Gobierno, y le ha acusado de proponer una ley de alquiler "chavista" y de "comprar" el voto de los jóvenes con "bonos peronistas para comprar videojuegos".

En respuesta, Sánchez le ha dicho que "siempre que gobierna la izquierda hay abucheos, hay insultos a los presidentes de izquierda" y ha sostenido que es así como el PP "y la ultraderecha" entienden el "respeto al orden constitucional".

"España no está en bancarrota, España crece, crea empleo" ha sostenido además Sánchez, que ha acusado a Casado de hacer declaraciones "falsas" que "insultan la inteligencia de los españoles" y que además "contravienen el interés de España".

Al preguntar Sánchez a Casado por el incumplimiento de sus promesas electorales al pactar con Podemos, los "separatistas" y EH Bildu, Sánchez ha replicado que ha cumplido con sus promesas de subir el SMI, revalorizar las pensiones o incrementar las becas.

EL PRECIO DE LA ELECTRICIDAD.
Con una advertencia velada, el PNV ha exigido a Sánchez que actúe ya ante el elevado precio de la electricidad. "Están en juego la economía y el Gobierno", ha dicho su portavoz, Aitor Esteban. Sánchez pide a las eléctricas que "arrimen el hombro". El presidente se compromete a aclarar el decreto ley sobre los beneficios de las eléctricas, que se vota este jueves.

También Vox y Ciudadanos han interpelado al Gobierno sobre los abucheos a Sánchez y las cuentas del Estado. Vox defiende los abucheos al Gobierno. Ciudadanos teme concesiones a Bildu y ERC por los presupuestos

ES NOTICIA