Uso de Cookies

publicidad
TIERRA Y MAR

168.000 andaluces han dejado su pueblo en la última década

Tierra y Mar viaja hasta la comarca del Genal, una de las más afectadas por la despoblación

La despoblación significa falta de inversión en infraestructuras y servicios básicos

11 October 2019

Los pueblos andaluces han perdido 168.000 habitantes en la última década. Para conocer los problemas de lo que se conoce como la Andalucía vaciada, Tierra y Mar viaja hasta Genalguacil, en el Valle del Genal, (Málaga), una de las comarcas más afectadas por la despoblación.

Con el otoño toca volver a la rutina. A las puertas del Colegio Público Rural Almazara dos maestras reciben a los 17 niños escolarizados en el municipio malagueño.. En el interior apenas hay dos clases donde se imparte la misma materia que en cualquier otro centro andaluz, aunque con una atención más directa y personalizada.

El director del colegio, José Merino, nos cuenta que usan una metodología diferente y que la plantilla de profesorado cambia cada año.

168.000 personas abandonaron el campo andaluz en la última década para establecerse en las costas y las áreas metropolitanas, con la consiguiente pérdida de infraestructuras, comercios y servicios básicos

Genalguacil tiene 500 habitantes. Ha perdido un 37% de su población en apenas 20 años. Su alcalde, Miguel Ángel Herrera,  lo dice claro, "llevamos 50 años sufriendo la despoblación, siguen existiendo malas comunicaciones, problemas de salud y por supuesto lo que más afecta es la educación". Son los problemas típicos de los pueblos del valle del Genal.

A pesar de las dificultades que conlleva la despoblación, cada vez hay más andaluces dispuestos a cambiar el asfalto por el campo. Son personas anónimas que buscan en los pueblos una calidad de vida y una tranquilidad que no encuentran en la ciudad. Las experiencias que nos cuentan de Pablo y Fernando así lo corroboran."Hace ahora tres meses que decidí emprender esta aventura con mi compañera y su hija para instalarnos aquí, en busca de una vida más tranquila".

Sin embargo, este cambio de vida no está exento de dificultades. Lo sabe bien Pablo, "una de la parte más fuerte es como te ganas la vida, la capacidad de conseguir dinero, porque la gente no se viene a vivir a este tipo de lugares" 

La lucha de Genalguacil contra la despoblación y el olvido no es nueva. El pueblo lleva 25 años organizando los Encuentros del Arte que han transformado sus plazas y calles en un auténtico museo al aire libre de éxito internacional.

Para su Ayuntamiento, el arte es el motor de otros proyectos más ambiciosos, como "Redpoblando", unas jornadas cuyo objetivo primordial es establecer un diálogo entre las personas que desean vivir en la zona y los vecinos del pueblo y el entorno.

Esta repoblación no solo exige inversiones en infraestructuras, comercios y servicios básicos. Además requiere un apoyo y acompañamiento por parte de la Administración. Algo imprescindible para que los pequeños municipios de la Andalucía vacía logren sobrevivir y no caigan en el olvido.

ES NOTICIA