los reporteros
los reporteros

La pandemia económica

Se dice que va a haber mucho paro, que muchas empresas van a desaparecer, que va a haber un cambio de nuestras expectativas.

23 May 2020

No hubo casi aviso y se nos paró el mundo un 14 de marzo. Nos mandaron a casa y el país apenas tuvo tiempo de poner el cartel de cerrado. Se esfumaron las expectativas de la primavera que es un agosto turístico por la semana santa y las ferias.

Se quedaron reservas pendientes, vuelos por despegar, escaparates congelados en un día del padre que pasó desapercibido (no hubo carteles para el de la madre). Tampoco hubo comuniones o bodas (ya saben, en temporada alta).

Y fue entonces cuando empezaron a hablarnos de ERTES, de ERES, de cierres de empresas. Se paralizó toda actividad que no fuera esencial. Entrábamos en hibernación. El nuevo término económico para José M. O´Kean. Catedrático Economía Aplicada UPO En el momento en que tú apagas, empieza todo a pararse como un gran barco mercante, se te queda parado y ahora hasta que coja otra vez su velocidad de crucero, va a pasar mucho tiempo. Y eso, ¿qué va a significar?

Que va a haber mucho paro, que muchas empresas van a desaparecer, que va a haber un cambio de nuestras expectativas, ¿vamos a consumir igual que antes? ¿vamos a viajar igual que antes? Y los empresarios, ¿cómo van a ver ese cambio de expectativas? ¿van a abrir negocios, los van a cerrar, van despedir empleos, los van a crear? 

José Luis Osuna. Catedrático Economía Universidad Sevilla Estamos en un escenario de incertidumbre… Da miedo y da vértigo porque la incertidumbre no depende de variables económicas… El vértigo viene dado porque las variables son sanitarias.

Joaquín Nieto. Director OIT en España. OIT1 El impacto en el mundo es terrorífico,… OIT2 Hay que tener en cuenta que ahora mismo por el cese de la actividad económica y comercial… 1600 millones de trabajadores en el mundo se han quedado sin recursos, eso significa que sus familias, que suman más de 3.000 millones de personas, casi la mitad de la población mundial se han quedado sin nada. Porque en el mundo, a diferencia de lo que pasa en Europa y en España, en el mundo la mayoría de los trabajadores, el 60%, no tienen un contrato, están en la economía informal.

Pintan nubarrones sin disimulo y las cifras, frías ellas, hablan de una caída en el PIB en la eurozona, en el primer trimestre de 3,8%, que se eleva en España al 5,2. Las previsiones del Banco de España de esta semana apuntan a que en ningún caso habrá recuperación en 2021.

Si miramos a Andalucía hemos empezado a retomar cierta actividad, pero asomarse a la realidad ciertamente asusta. La caída del PIB ha sido ligeramente más alta pero es que los pronósticos apuntan una contracción superior al 15% cuando acabe el año. Números que, no podemos olvidar, tienen historias detrás.

Incluye desde profesionales a feriantes, un colectivo que ha visto descender su número en 41 mil activos en el último mes (la mayor pérdida desde 1983) y podrían ser medio millón en un año si no se toman medidas. 

La pandemia se ha cobrado ya 950 mil empleos y diferentes estudios prevén que podría llegar al 20% en el país. Aquí, en Andalucía, el panorama es aún más sombrío.

En Andalucía más de 97 mil empresas han presentado expedientes de regulación de empleo temporales que afectan a más de 600.000 trabajadores, que cobran las prestaciones a través del SEPE al menos hasta el 30 de junio.

Javier González de Lara. Presidente CEA El ERTE es pasar a una suspensión de contratos para respetar esos contratos… Siempre será mejor un ERTE que no un ERE y eso es lo que vamos a intentar los empresarios: respetar el empleo, pero es una situación grave, inédita.

Carmen Castilla. secretaria general UGT-A Después hay que volver a negociar porque en qué situación va estar las empresas, van a poder estar al 100% de acividad. No queremos que los ERTES se conviertan en despidos, aunque están prohibidos

José Luis Osuna. Catedrático Economía Universidad de Sevilla. Vamos a salir con dinero del Estado, con el lubricante, con dinero. Y una vez que tenemos el lubricante cada sector se irá adaptando de una manera u otra. Por ejemplo, el turismo va a tener que buscar su competitividad internacional por la vía de la seguridad sanitaria de quienes vengan.

José María O´Kean. Catedrático Economía Aplicada UPO. Se espera una fuerte subida de impuestos y una reducción del gasto público dentro de un año y medio, cuando ya nos pongan en orden. Otra cosa es que la UE diga, tú ahora vas a gastar 300 mil millones de euros más, pero no te preocupes. Eso lo va a financiar Europa, o se va a financiar de forma extraña. Eso se puede hacer. Por ejemplo, una quita… Yo no creo que Europa diga, venga.

José Luis Osuna. Catedrático Economía Universidad de Sevilla La unión económica y monetaria tiene que no tener miedo, como está haciendo el BCE, a utilizar el gran recurso, que es el dinero, la liquidez para garantizar el funcionamiento del sistema.

Joaquín Nieto. Director de la OIT en España. Esta situación económica devastadora, vamos, ni después de la II Guerra Mundial, ni del crack del 29, vaya, las sociedades no conocen una situación similar… pero las posibilidades de salir de la crisis pueden ser importantes si se actúa. En el caso de España y de Europa hay que actuar en conjunto, no es posible salir a los países europeos país por país.

Encima de la mesa está ya la propuesta de Alemania y Francia de una emisión de deuda pública europea y de un fondo de 500 mil millones de euros en subvenciones no reembolsables, pero la decisión está vinculada al presupuesto que se verá la próxima semana.

Esa parece ser que es la única clave. La unidad de acción que tienen claro los agentes sociales en Andalucía.
Lorenzo Amor. Presidente Asociación Trabajadores Autónomos (ATA) En estos momentos lo que hay que hacer es vivir de la deuda. Nos tendremos que endeudar para sostener el país, sostener las empresas, sostener los empleos, dar protección social a los ciudadanos más vulnerables. Ya llegará el momento que tengamos que aplicar la ortodoxia económica.

Nuria López. Secretaria general CCOO-Andalucía. Nosotros vamos a apostar por que se mantenga el empleo, por que las empresas andaluzas se refuercen con ayudas públicas y que haya una mayor inversión para que los servicios públicos se fortalezcan. No podemos estar en otra, porque si no estaríamos en lo viejo.

Carmen Castilla. Secretaria general UGT-A. Si después de esto no aprendemos que tenemos que tener empleo de calidad, y no basarse solo al sector servicios, que es el sector terciario, sino en la industria, y tirar de la agroindustria para general empleo, creo que no hemos aprendido nada de esta lección.

Javier González de Lara. Presidente CEA Si no apoyamos al empresariado, al tejido económico para que mantenga el empleo, que mantenga la actividad lo pasaremos mal y esta crisis puede convertirse en estructural. Hagamos los deberes, unámonos, tengamos altura de miras, visión de Estado. Administraciones, empresarios, agentes sociales busquemos las mejores soluciones.

Es el momento de aparcar las rivalidades. Va a costar. Podremos salir lentamente, en forma de L, como dibujan algunos economistas, o en forma de V, disparando la producción (como señalan los más optimistas) o perfilando una U, con una subida más lenta, o incluso en W (subida, caída, subida), como pronostican otros. Lo cierto es que esta crisis no la vamos a vivir

ES NOTICIA