Los Reporteros
Los Reporteros

Refugiados: el día a día de los ucranianos en Andalucía

Casi 15.000 desplazados han pedido protección en esta comunidad autónoma, más de la mitad en Málaga, y Los Reporteros ha estado con ellos.

Compartimos sus miedos y un dilema: empezar de cero o regresar lo antes posible a su país, donde la guerra parece estar lejos de terminar. 

CANAL SUR MEDIA 14 May 2022

Lejos de terminar, la guerra en Ucrania podría entrar en una fase más sangrienta. La ofensiva rusa sigue provocando el éxodo masivo de miles de ucranianos. Casi 15.000 han pedido protección en Andalucía, algo más de la mitad en Málaga.

Los Reporteros ha entrado en el centro de refugiados abierto en esta ciudad donde les tramitan la documentación necesaria y les derivan a los distintos puntos de acogida. Nuestras cámaras han sido las primeras en grabar allí tras la visita oficial del presidente del Gobierno de España.

Compartimos con ellos sus miedos y un dilema: empezar de cero o regresar a su país lo antes posible. Como cuenta Evgenia Anikeeva, que cuando empezó la Segunda Guerra Mundial tenía 10 meses. "Nunca pensé que volvería a vivir otra guerra", lamenta.

El también refugiado Oleksandr Zharkov recuerda: "Éramos parte del mismo país, la Unión Soviética. Nunca imaginé que la gente que ha vivido junta pueda pelearse, que Rusia nos iba a atacar".

Más de cinco millones y medios de refugiados, según Naciones Unidas, han salido de Ucrania desde el comienzo de la guerra. Ellos están acogidos en Andalucía. Nunca habían estado tan lejos de su país: abandonar su hogar ha sido la decisión más difícil de sus vidas.

No son los únicos. Bogdan y Nataliia Meda cogieron lo que cabía en una maleta y recorrieron más de 4.000 kilómetros en su coche hasta llegar a Málaga. Bogdan Meda confiesa que ni siquiera tenían pensado dejar el país. "Lo único que queríamos era escapar de la guerra... Lo más lejos posible de los bombardeos, o sea de Kiev".

Él es experto en marketing y ella trabajaba como profesora universitaria. Cada día asisten a una de las muchas academias públicas y privadas que ofrecen clases gratuitas a los ucranianos para facilitar su integración.

RED DE SOLIDARIDAD

Por su parte, Inmaculada Medina, como otras familias de Andalucía, ha abierto la puerta de su casa a este matrimonio y a sus tres hijos. Este techo les ha dado la oportunidad de alejar a sus hijos de la guerra. La ley marcial que prohíbe abandonar Ucrania a los hombres de 18 a 60 años, hace una excepción con los de padres de familia numerosa.

Inmaculada Medina es parte de una red solidaria que se ha ido creando para arropar y ayudar a los recién llegados. En los últimos meses Andalucía ha escolarizado en sus aulas a 2.300 ucranianos.  

La Policía Nacional es la encargada de tramitar la solicitud de protección y de asignar en el momento un número de NIE (número de identificación de extranjeros). La protección temporal es un ejemplo más de la ola de solidaridad que la invasión de Ucrania ha provocado en la Unión Europea. Esta directiva se aprobó en 2001 a raíz del conflicto de los Balcanes y nunca, hasta ahora, se había utilizado.

Como cada 9 de mayo, Rusia celebró esta semana el Día de la Victoria. Una fiesta con un profundo significado para el pueblo porque conmemora el final de la Segunda Guerra Mundial. No hubo mandatarios extranjeros invitados a los desfiles, pero los ojos del mundo estaban pendientes de unos actos que llegan casi tres meses después de la invasión de Ucrania por los rusos. Dos países que hace 77 años combatieron juntos el nazismo bajo la bandera de la Unión Soviética.

ES NOTICIA