FUNERAL
FUNERAL

La Catedral de Sevilla acoge el funeral por Carlos Amigo Vallejo

Sus restos descansan ya en la capilla de San Pablo

El que fuera arzobispo de Sevilla durante 27 años, estaba considerado por muchos como el cardenal del renacimiento

CANAL SUR MEDIA 30 April 2022

Este sábado se ha celebrado en la Catedral de Sevilla el funeral del Cardenal, Carlos Amigo Vallejo. Su restos descansan ya en la capilla de San Pablo. El que fuera arzobispo de Sevilla durante 27 años, estaba considerado por muchos como el cardenal del renacimiento. Su talante conciliador y cercanía le hizo conectar con los ciudadanos y con todos los estamentos sociales.

Tras ser trasladado en procesión desde el Palacio Arzobispal a la Catedral, a las once y media comenzaban las exequias en el Altar del Jubileo de la Seo sevillana. Una ceremonia cargada de ritual, a la que han asistido gran parte de la curia española así como representantes de todas las instituciones, entre ellos, el presidente de la Junta de Andalucía.

Fray Carlos Amigo, como a él le gustaba que le llamaran, era un castellano que supo entender a Sevilla. Por ello fue nombrado hijo adoptivo. Este franciscano de 47 años, llegó desde Tánger donde presidía la archidiócesis, a la capital andaluza, en junio de 1982, en pleno mundial de fútbol. En sus casi treinta años al frente, Monseñor Amigo modernizó la diócesis, instauró la transparencia económica en la gestión del Arzobispado, vendió el Palacio de San Telmo e impulsó la igualdad dentro de las hermandades y cofradías. Fue nombrado cardenal en 2003 por el Papa Juan Pablo II, quien vino dos veces a Sevilla.

Carlos Amigo murió este miércoles a los 87 años en Guadalajara como consecuencia de la fatal caída que sufrió en febrero en la Catedral de la Almudena. Tras ser trasladado a Sevilla, miles de personas han pasado desde el jueves por la capilla ardiente instalada en el Palacio Arzobispal. Tras el funeral, su cuerpo embalsamado ha sido enterrado en la capilla de San Pablo, de la Catedral, un espacio escogido por él mismo. Fray Carlos Amigo, hombre cercano, tolerante y afectuoso, dejó una huella indudable.

ES NOTICIA