CÁDIZ
CÁDIZ

Ya son doce los fallecidos en una residencia de Ubrique

Tres de estas muertes se han producido este miércoles y otras dos el pasado martes

Pertenecían al centro Nuestra Señora de los Remedios de Ubrique (Cádiz)

Es la denuncia de UGT que exige una investigación

El 25 de marzo se conoció que una enfermera y una usuario estaban contagiadas

8 April 2020

Doce usuarios de la residencia de ancianos Nuestra Señora de los Remedios de Ubrique (Cádiz) han fallecido por coronavirus en las últimas semanas, según ha hecho público la Federación de Servicios Públicos de UGT de Cádiz. Tres de estas muertes se han producido este miércoles y otras dos el pasado martes, según ha explicado José Porras Naranjo, secretario general de esta federación de UGT.

"Exigimos a la Junta de Andalucía abrir urgentemente una investigación y que facilite a su vez una información exhaustiva y veraz, para conocer realmente la gravísima situación que acontece en dicha residencia", explica la Federación de Servicios Públicos de UGT en una nota de prensa. El pasado 25 de marzo se conoció que una enfermera y una anciana de esta residencia, gestionada por una congregación religiosa, habían dado positivo a las pruebas del coronavirus.

Eran las primeras señales de alarma y desde entonces familiares, vecinos y el Ayuntamiento se han quejado de la falta de información sobre el estado de los 62 residentes que entonces vivían en la residencia y de sus trabajadores y exigieron a la Junta de Andalucía que interviniera la residencia. La Junta de Andalucía optó entonces por medicalizar la residencia, según fuentes municipales.

"Nuestro sindicato no alcanza a comprender qué situación se esta dando en la Residencia Privada Nuestra Señora de los Remedios en Ubrique" cuando continúan falleciendo "a un ritmo alarmante" los usuarios a pesar de que la Junta de Andalucía "notificó" que haría "un control permanente en la residencia", explica el sindicato.

Entre las medidas que la Junta notificó que llevaría a cabo en la residencia estaba la dotación de equipos de protección a los trabajadores, una desinfección de las zonas comunes, y la aportación de equipos médicos para atender a los residentes.

La alcaldesa de la localiza, Isabel Gómez, ha lamentado que el "inquietante hermetismo" y el "oscurantismo" que rodea lo que sucede en el interior de la residencia le impida conocer los datos sobre el número de fallecimientos y contagios. "Nos llegan algunos a través de familiares", ha comentado la alcaldesa.

ES NOTICIA