hoy en día
hoy en día

Estas son las claves del convenio del metal de Cádiz

Hoy en día nos explica los detalles del documento aprobado por sindicatos y patronal y que está siendo ratificado por los trabajadores de las distintas factorías en asamblea.

CANAL SUR MEDIA 25 November 2021

El pre-acuerdo alcanzado este miércoles entre patronal y sindicatos del metal supone un convenio de tres años con una subida salarial del 2% anual que será revisada en 2024, con efectos retroactivos desde el uno de enero de 2021, de forma que los atrasos que se generan se abonarán entre noviembre y diciembre de este año.

El secretario general de FICA-UGT en Cádiz, Antonio Montoro, ha anunciado este jueves que, dentro del acuerdo alcanzado  se ha creado una "Comisión de Control y Seguimiento y Vigilancia del Acuerdo", cuyo objetivo es "controlar la eventualidad, el control de horas y los abonos de los atrasos". En definitiva, su misión será vigilar que se cumpla "todo el funcionamiento del convenio".

En declaraciones a Canal Sur Radio Montoro ha detallado que "la comisión está representada por los cuatro sindicatos, por la patronal, por la Inspección de Trabajo, la Seguridad Social, la Consejería de Empleo y el Servicio Público de Empleo Estatal" y que "se llevará a esa comisión todos los casos de incumplimiento y las administraciones lo conocerán de primera mano y se podrán atajar los incumplimientos de las empresas".

En cuanto al acuerdo, Montoro ha explicado que la subida del dos por ciento "va directa a tabla", y que eso es "lo que, de momento, se adelanta del IPC". "Cuando tengamos el IPC definitivo, a mediados de enero, se revisa y de la diferencia, un 80 por ciento va a tabla y el 20 por ciento es lo que ya se ha dado dentro de ese 2 por ciento de subida", ha detallado.

En este sentido, ha reconocido que "lo que se pretendía es que esos porcentajes recalaran en las nóminas de los trabajadores, y eso es para siempre, y el poder adquisitivo se mantiene".

De la misma forma, el secretario general de FICA-UGT ha asegurado que "al reflejarse en tabla, la subida del IPC irá directamente a la nómina de enero" y que "lo que genera las diferencias del año 2021, 2022 y 2023 se aplicará el incremento cada año porque se ha atendido una petición de la patronal en la que, por la situación crítica a nivel financiero, los trabajadores financiarán a la patronal porque esos emolumentos, en el año 2024 cuando se haga la media de todo el IPC, serán recompensados en las tablas del trabajador". "Es un gesto que se tenía que hacer también, controlaremos ese tema para que los eventuales no tengan ningún problema a la hora de cobrar esa liquidación", ha advertido.

Por último, Montoro ha explicado que "los atrasos generados en 2021 se pagarán en los meses de noviembre y diciembre para compensar la pérdida que han tenido los trabajadores por el desgaste de los días de huelga".

ES NOTICIA