Uso de Cookies

La hora de Andalucía
EL TEMA DEL DÍA

¿Lo tiras, lo reutilizas o compras uno nuevo?

Francia quiere convertir en un asunto de estado la lucha contra el despilfarro y anuncia una norma para prohibir la destrucción de todo producto que no se venda. La medida, que ya se aplica en alimentos, entrará en vigor en 2023. A partir de esa fecha, las empresas de alimentos y supermercados deberán donar los productos no vendidos a asociaciones o reutilizarlos o reciclarlos.

06/06/2019

El objetivo es acabar con todo lo que el ejecutivo galo considera un despilfarro escandaloso y con la máxima de "mejor comprar uno nuevo antes que arreglar el que tengo estropeado", que poco a poco se ha extendido en la sociedad occidental.

                                                                                                                                                             World Press Photo 2017 | Francis Perez

En vez de tirar y destruir, reciclar o donar. Esa es la consigna que el Gobierno francés quiere convertir en ley para cumplir con el espíritu de economía circular de estos tiempos. Esta nueva medida complementa la ley contra el desperdicio de alimentos aprobada en octubre de 2016. Una ley que prohíbe a los supermercados de más de 400 metros cuadrados arrojar alimentos a la basura y hacer que sus productos no vendidos no sean aptos para el consumo, bajo pena de multa. Para evitarlo, los distribuidores se comprometen a realizar donaciones a organizaciones benéficas. De esta manera, a partir de 2023 las empresas deberán o bien donar los productos no vendidos a asociaciones, o reutilizarlos o reciclarlos, bajo pena de una sanción si no lo hacen.

De forma general se piensa en que este tipo de medidas se puede aplicar solo en el sector de la alimentación pero Francia ahora quiere ir más lejos. Hay empresas que prefieren triturar o quemar los productos que no se han vendido, antes de que se pongan a un precio menor al habitual. La destrucción de productos es una práctica habitual tanto entre los grandes distribuidores como entre las marcas de lujo, que buscan así proteger la propiedad intelectual y dificultar la falsificación. Según cálculos del ejecutivo galo, cada año se tiran o destruyen en Francia 650 millones de euros en productos no perecederos. La nueva normativa afectará, por lo tanto, a productos como electrodomésticos, artículos de lujo o cosas adquiridas por Internet.

                                                                                                                                                World Press Photo 2018 | Kadir van Lohuizen

El gobierno francés también ha anunciado una normativa que exigirá que los residuos de la Unión Europea se reciclen en el lugar, en lugar de enviarlos a Asia, como se hace actualmente, a fábricas que operan sin ninguna normativa medioambiental. En la semana del 3 al 9 de junio, se celebra el boicot al plástico promovida por una plataforma ciudadana a la que se han sumado organizaciones como Greenpeace.

Analizamos este asunto en el Tema del día. Este contenido de este informativo, La hora de Andalucíay todos los programas de Canal Sur Radio los puedes seguir en nuestra Radio a la carta.