Uso de Cookies

X

A todo gas por la Ruta del Toro

La preocupación por el Medio Ambiente es algo creciente entre las marcas automovilísticas. Y entre ellas, Opel nos lanza ahora una interesante propuesta: un atractivo, ágil y vanguardista SUV que combina el empleo de la gasolina de 95 octanos con el gas licuado del petróleo, un combustible mucho más limpio y barato que la gasolina o el diesel. Y para probar el comportamiento de esta nueva propuesta, nos lanzamos por las carreteras de la afamada Ruta del Toro gaditana.

05/02/2018 Fermín Rodríguez

Nadie puede dudar que se hace preciso buscar nuevas soluciones para nuestra movilidad. El diesel contamina mucho, aunque permita desplazamientos baratos. La gasolina es algo más limpia, pero eleva los costes. Y, para colmo, los combustibles fósiles tienen fecha de caducidad y, por otra parte, nos obliga a depender de un cierto número de países que acaparan la mayor parte de su producción.

Muchos fabricantes se han puesto manos a la obra, en busca de soluciones alternativas. Hoy, probamos una de ellas: un coche animado por gas licuado del petróleo o por gasolina.

La primera ventaja de esta fórmula es que, si llenamos ambos depósitos, contaremos con una autonomía superior a los 1.000 kilómetros, o lo que es lo mismo, permitiría a un cordobés ir y volver a Madrid sin pensar en tener que repostar, aunque tenga que moverse algunos kilómetros en la capital.